cultura de la region del pacifico

La Región Costa Pacífica de Colombia hace parte del Chocó biogeográfico. Se encuentra ubicada al occidente del país y está dividida en dos grandes zonas marcadas por el Cabo Corrientes. Limita al norte con la frontera con Panamá, al sur con la frontera con Ecuador, al oriente con la Cordillera Occidental de los andes colombianos y al occidente con el Océano Pacífico del cual deriva su nombre.

Es una región con una inmensa riqueza ecológica, hidrográfica, minera y forestal en la cual se encuentran varios parques nacionales naturales. Es además considerada una de las regiones de mayor biodiversidad y pluviosidad del planeta con precipitaciones del orden de los 4.000 mm/anuales según el Ministerio de Minas y Eergía de Colombia. Allí se desarrolla la selva pluvial, donde abundan especies maderables y extensos manglares.




aaa.jpg

Debido al clima lluvioso y húmedo que caracteriza la región, las especies animales son limitadas. Muchas de estas especies se encuentran en vía de extinción ya que los habitantes de estas tierras han encontrado como único modo de supervivencia la caza de animales como el manatí y la guartinaja. Entre los animales predominantes se encuentran el tigrillo, el mico titi, la guacamaya, el bocachico y el caimán de aguadulce.

Mención especial merecen las ranas: 190 especies habitan en el Pacífico, tan variadas que se encuentran aquellas de cinco centímetros hasta aquellas con siete libras de peso. En la región Pacífica habitan dos de las ranas más venenosas del mundo, la rana dardo venenosa dorada, que pesa solo treinta gramos y tiene tanto veneno como para matar a diez hombres adultos. Los indígenas Emberá utilizan este veneno a su favor, usándolo en la punta de sus flechas y lanzas durante la caza de animales. La segunda rana es la dendrobates, que se caracteriza por la alta toxicidad de su piel pues segrega una sustancia venenosa. Tiene colores vistosos y es de actividad totalmente diurna.

La Región forma una franja orientada de sur a norte entre Ecuador y Panamá. Dicha franja es además la vertiente natural de la Cordillera Occidental. La Región está dominada por los ríos Atrato al norte y el San Juan al centro. El litoral es preferiblemente quebrado con numerosos golfos, bahías e islotes. Al noroccidente, en el Departamento del Chocó, se forma la Serranía del Baudó y en límites con Panamá está presente la Selva del Darién, en el Tapón del Darién, santuario ecológico del mundo.

Este departamento es el único cuyo territorio está 90% dentro de la Región. Al norte tiene una parte en el Golfo de Urabá, que lo sitúa en la Región Caribe y lo convierte en el único departamento colombiano con costas en los dos océanos, y al oriente toca las estibaciones de la Cordillera Occidental. Es también la tierra principal de la cultura afrocolombiana y de numerosas tribus indoamericanas que fueron denominadas "chocoes" por los españoles al momento de la Conquista, aunque el término incluye familias lingüísticas de diferente origen.


pa.jpg

El litoral pacífico, por la confluencia de expresiones negras, españolas e indígenas ofrece una diversidad maravillosa de expresiones culturales, presentes en danzas, cantos y ritmos. Entre las danzas de descendencia africana más reconocidas tenemos el currulao, el abozao, la juga, el aguabajo, la jota chocoana y en bunde. Los ritmos cantados más populares abarcan el aguacorta, mazurca, andarele, calipso chocoano, caramba, caderona, andarete, margarita, contradanza chocoana y tamborito. El litoral pone a Colombia de frente al Océano más grande del mundo y con ello un campo de encuentro internacional vital para su desarrollo.

La selva, la pesca y la minería constituyen las principales actividades de las cuales se deriva el sustento de los habitantes de la región. Entre los principales minerales explotados están el platino, el oro y la plata.

A pesar de su gran riqueza mineral y de recursos naturales, es la región más pobre y una de las más violentas de Colombia.



images.jpg